Como en ocasiones anteriores, hemos continuado trabajando con los proyectos emocionales programados para esta tercera evaluación. Ambos proyectos han tenido una parte de inmersión, de laboratorio y de creación. Al finalizar cada sesión, los alumnos han trabajado la metacognición a través de su diario de reflexión en el que han plasmado sus pensamientos y sensaciones.

En 3º de ESO hemos trabajado un proyecto llamado «¡Sí puedo!». El objetivo principal ha sido conocerse y reconocer el entorno con el fin de mejorar el orden y la limpieza del colegio y de la clase. A través de una serie de actividades de carácter individual y grupal, siguiendo técnicas de trabajo cooperativo, hemos aprendido a dar visibilidad, a poner en valor y argumentar nuestras ideas con el fin de empedrar nuestros proyectos tanto personales como grupales.

En 4º de ESO hemos trabajado un proyecto llamado «Salva el mundo». Los alumnos han trabajado habilidades orientadas a desarrollar su atención plena y su concentración. También, han ampliado su visión acerca de la realidad que les rodea. Trabajando en grupos cooperativos, han trabajado la empatía, habilidad fundamental en el mundo en el que vivimos.

 

Dejar respuesta