La pertenencia a un equipo para lograr un éxito común, utilizando las habilidades motrices básicas, la observación, el dialogo y la velocidad de reacción, han sido la parte principal de las sesiones de los niños y niñas de 3º de educación primaria en estas últimas 2 semanas.

Ser parte de un equipo en el que TOD@S los miembros suman aportando sus fortalezas y ayudándose en sus debilidades es una realidad que hemos trabajado a través del juego en Educación Física.

Juegos de memoria como este «Memory», en el que hay que encontrar 6 conos del mismo color que mi equipo, sin dar pistas a los rivales, sin perder tiempo, cooperando con mi equipo para acertar… es un ejemplo claro de lo que es «Team Work»

En otras situaciones de juego, uno de los conos escondía un «treasure»: OBJETIVO encontrarlo, sin dar pistas ni señales de ello, y conseguir escapar hasta mi grupo. La habilidad de controlar las emociones para no ser descubierto, la ayuda de los compañeros para ver si otros equipos lo han encontrado y dirigir nuestras reacciones…

Un juego más explosivo, con mayor velocidad de reacción es el «Tres en línea». Una super competición por equipos buscando el equipo más rápido. No sólo vale jugar con tus fichas a ganar; hay que vigilar los movimientos del equipo rival y escuchar a los compañeros, e incluso crear jugadas planeadas desde el inicio…

Los finales de las sesiones buscan volver a la calma tras una parte de mucha intensidad. Por ello otro de los juegos de velocidad de reacción que hemos practicado es el «Rock, Paper and Scissors». Con la palabra «Snake» jugábamos nuestra partida con un compañero al mejor de 3. El que salía derrotado se ponía tras el ganador formando una serpiente que poco a poco se haría enorme, para finalizar con una partida «Snake vs Snake».

 

 

Dejar respuesta