Los niños y niñas de 3 años de educación infantil hemos realizado un reto deportivo al más puro estilo «Ninja Warrior». Para superar todos los obstáculos y alcanzar la bandera blanca en lo alto de la torre, hemos tenido que rodar, saltar, mantener el equilibrio, trepar, reptar…

Trabajar en equipo es muy divertido ya que la suma de todo nuestro esfuerzo individual hace que la recompensa grupal sea muy especial. Y sobre todo hace que cada uno de nosotros sepamos utilizar las estrategias necesarias para superar cada una de las pruebas de la manera más adecuada para cada uno de nosotros, atendiendo a nuestras fortalezas y debilidades.

Dejar respuesta