Una vez más nos han visitado nuestros amigos de ENDESA. Junto a Alberto,el profesor, hemos descubierto pequeños trucos que podemos realizar en casa para ahorrar energía y además disminuir la factura de la luz que tanto preocupa a los mayores. Sin embargo, nosotros los niños tenemos mucho que decir y mucho que ayudar en nuestras casas.

Hoy he aprendido lo importante que es saber utilizar de manera inteligente los aparatos electrónicos tables, consolas, televisores y lo mucho que gastan. Debemos dejar a cargarlos sólo el tiempo imprescindible, apagarlo del todo porque hasta la luz roja que nos avisa que está conectado a la red gasta hasta un 10 % de más en la factura de la luz. Hemos aprendido que todos aquellos aparatos que hacen mucho ruido y además usan calor son los aparatos que más energía gastan: secadoras, lavadoras, hornos… gastan muchísimo.

Debemos ahorrar también energía a la hora de ducharnos, porque nos gusta mucho el agua caliente, se nos «olvida» cerrar el grifo y el gas que calienta el agua también contamina puesto que es parte de un combustible fósil. Todas estas razones hacen que me plantee muchas cosas que debo corregir y mejorar para CUIDAR NUESTRO CONTAMINADO PLANETA.

Más tarde hemos estado jugando con las fuentes de energía renovables : el sol, el viento, el agua… con «juguetes» que utilizan las energías no contaminantes y que funcionan tan bien como las que utilizan energías de origen fósil.

Nosotros los niños estamos concienciados de que debemos aportar nuestro granito de arena para hacer de nuestro planeta un lugar saludable y limpio para el futuro de todos nosotros.

Dejar respuesta