El pasado viernes 27 de junio finalizó el campus de robótica educativa, un nuevo sistema de enseñanza interdisciplinaria que potencia en los alumnos el desarrollo de habilidades y competencias.

Durante 7 días, niños de 3 a 10 años se han sumergido en un medio de entornos de aprendizaje basados en la iniciativa y actividad de los alumnos, incentivando el pensamiento lógico, la resolución de problemas y el trabajo en equipo a través de recursos tecnológicos.

Los más “pequeños” han manejado la simpática abeja Bee bot, han manipulado y construido infinidad de objetos con Lego Education y han montado su propio robot mientras que los “mayores” de Primaria han programado el tradicional juego de ping pong, han diseñado y programado una divertida mascota y han creado diferentes obras artísticas con el lápiz 3D.

Las fases que se han pautado para cada reto han sido las siguientes:

  • Análisis del problema, en la que se investiga y explora el entorno para proponer el problema que se desea resolver.
  • Diseño, en la que se diseñan posibles soluciones a la problemática haciendo uso del kit de robótica.
  • Construcción, en la que se construye el modelo con las piezas y materiales necesarios para darle movimiento. Para ello se utiliza el kit de robótica.
  • Programación, en la que a través del software se programan los movimientos y comportamientos del prototipo.
  • Prueba, en la que se construye el modelo utilizando el kit de robótica con las piezas necesarias para darle movimiento.
  • Documentación, en la que se recopilan evidencias que prueban la funcionalidad del diseño.
  • Presentación, en la que se expone el prototipo creado como alternativa de solución al problema que se evidenciaba en el entorno.

Este último punto ha permitido compartir las experiencias entre iguales resultando muy positiva la experiencia de aprendizaje colaborativo.

¡¡Enhorabuena a los participantes por vuestros logros!!

Dejar respuesta