El pasado viernes 25 de mayo los alumnos de 4º disfrutamos de nuestra última convivencia en el centro. Como todos los años pasamos un bonito día en la ermita de Salas.

Comenzamos el día visitando a las monjas de clausura del Convento de Santa Clara. En su locutorio, las cinco hermanas que forman la comunidad,  nos contaron su vida diaria  y nos explicaron el sentido de su elección. Nos llamó la atención el ver que son bastante jóvenes y que cuando tenían nuestros años habían hecho cosas muy parecidas a las que nosotros hacemos. Fue una experiencia realmente intensa el escuchar de su propia voz como habían sentido la llamada de Dios para dedicarse a la oración y a la vida contemplativa.

Después nos dirigimos a Salas. Allí Luis dirigió una dinámica sobre el lema de este curso: siéntate en mi mesa. Nos hizo reflexionar sobre  el carácter cristiano del lema y sobre la importancia del compartir con los demás. Analizamos también qué les preguntaríamos a personas influyentes del mundo actual que se sentaran en nuestra mesa.

Para acabar estuvimos pensando y preparando la que será nuestra fiesta de despedida del cole  el próximo 15 de junio en el acto de entrega de las orlas. Concluimos la mañana comiendo todos juntos. Seguro que en el futuro echamos de menos estas jornadas de convivencia con nuestros compañeros de clase.

Dejar respuesta